Mi Coche

Glosario mecánico

Un buen diccionario de términos relacionados con la conducción y tu vehículo te será de mucha utilidad. ¿O no?

A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

FRENOS DE DISCO


Este sistema de frenos está compuesto por: un disco metálico (uno por rueda) fijado al buje de la rueda con la que gira; una pinza metálica; unas plaquetas (pastillas) de fricción; y un sistema hidráulico de presión. En su giro, una parte del disco metálico es abrazado por la pinza. Entre el disco y el interior de la pinza, se colocan dos pastillas paralelas, una frente a otra, que están siempre en contacto con las dos caras del disco. Cuando presionamos el pedal del freno, el sistema hidráulico empuja unos cilindros llamados pistones, alojados dentro de la pinza y orientados perpendicularmente al disco. Éstos empujan con fuerza a las pastillas contra el disco que al “pinzarlo” detienen al coche. El material utilizado en la fabricación de los discos de freno, suele ser el acero al cromo, que confiere a las superficies un acabado fino y perfectamente plano, fundamental para conseguir una amplia superficie de contacto y un desgaste uniforme de las pastillas. Estas últimas están compuestas de material de fricción desgastable y, una vez acabadas, un piloto nos indica la necesidad de sustitución. Todos los coches actuales emplean frenos de disco en las ruedas delanteras. En las ruedas traseras, los modelos más modestos, todavía utilizan los frenos de tambor (mas baratos de construir), pero hay una clara tendencia a sustituirlos por discos.

>> Buscar 'Frenos de disco' en Google o Wikipedia

Jueves, 4 de Marzo